Harelbeke, la colina de arena de Flandes

 Harelbeke

La ciudad de Harelbeke se halla a sólo cinco kilómetros de Kortrijk y a cuarenta kilómetros de Gante. Su nombre proviene de la palabra germánica haru, que significa cresta de la colina de arena. El pequeño río Arendsbeek, desemboca en el Leie, en la Plaza del Mercado de Harelbeke.

La historia de esta ciudad comienza sobre todo a partir de 1040, cuando el Conde Boudewijn V de Flandes construyó en ella la Iglesia de San Salvador. Pocos años más tarde, en el 1071, Karelbeke se convertiría incluso en la capital del condado de Flandes.

Debido a su ubicación geográfica, Harelbeke ha sido siempre un importante centro comercial e industrial. Su mercado municipal fue fundado en 1264. Harelbeke se halla a orillas del río Leie, y mur cerca de los canales Escalda-Leie y Roeselare-Leie. La antigua carretera de Gante-Kortrijk, del siglo XVIII, atraviesa la ciudad. La estación de ferrocaril se construyó en el siglo XIX.

En el lugar en el que está construida la Iglesia de San Salvador existieron hasta tres iglesias anteriores. La primera fue destruida por los vikingos en el siglo IX. La segunda iglesia, del siglo X, fue incendiada en el 990 por la población de Kortrijk. La tercera iglesia, románica de los siglos XI y XII, fue casi destruida en 1769. La iglesia neoclásica que vemos hoy se construyó algo más tarde.

Un lugar tranquilo en Harelbeke es el Parque Gavers, que cuenta con un gran área recreativa, un parque infantil, zonas para tomar el sol, cabañas para los excursionistas, una cafetería y senderos para recorrer a pie o en bici. En el centro tiene un estanque, reservado para realizar deportes acuático no motorizados, tales como la vela, el surf, el subrmarinismo y la natación.

Harelbeke cuenta con cuatro museos muy interesantes. El Museo Municipal Peter Benoit se halla en la casa de nacimiento de este ilustre compositor, nacido en Harelbeke en 1834. Benoit promovió la lengua flamenca, y muchas de sus obras son tradicionales.

El Museo Arqueológico muestra los antepasados de la ciudad, a través de sus excavaciones. Los tesoros más antiguos datan de hace once mil años, y hay piezas de la época romana, medieval, y hasta el siglo XVI. También podéis visitar el Museo de la Pipa y el Tabaco y el Museo Nacional de Concursos de Canto en Hulste, cerca de Harelbeke.

Print Friendly, PDF & Email

Tags:






Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top