La Grote Markt de Amberes

 

Plaza Markt de Amberes, Ayuntamiento

La Grote Markt de Amberes es una plaza de forma irregular, aunque no es el espacio libre más grande de la ciudad. Es un lugar histórico y muy atractivo para el turismo. Se halla rodeada por muchas fachadas renacentistas de los siglos XVI y XVII, muchas de ellas reconstruidas en el siglo XIX. Aunque no es tan famosa como la Grand Place de Bruselas, visitarla es ideal.

¿Qué hay en la Grote Markt?

El Stadhuis o Ayuntamiento constituye el límite occidental de la Grote Markt. Fue diseñado por Cornelius Floris en 1564. Después de ser dañado durante las guerras con España en 1576, fue reconstruido por Pauwel Luydincx en 1579. Su imponente fachada tiene más de 90 metros de largo, y su diseño combina una mezcla del estilo flamenco y el renacimiento italiano.

Más información: el Ayuntamiento de Amberes

Una estatua de la Virgen María ocupa la parte alta de la fachada desde 1587, la primera de los cientos de figuras de la Virgen que existen en la ciudad.

En el centro de la empedrada plaza se halla la Fuente de Brabo, una fuente de bronce diseñada por el escultor local Jef Lambeaux en 1887. Ilustra el momento de los supuestos orígenes de Amberes, con Silvius Brabo a punto de acabar con el gigante Druon Antigonus.

Cuenta la leyenda que Bravo, un soldado romano, cortó la mano del gigante y la arrojó contra el río Escalda, deteniendo el avanza de muchos barcos de guerra que querían conquistar la ciudad. Precisamente, Antwerpen, que en castellano significa Amberes, proviene de la palabra Handwerpen, que significa tirar la mano. De aquí viene entonces el extraño nombre de esta ciudad.

Para conocerla mejor: la leyenda de Bravo

Cuando la fuente está en funcionamiento, uno de los chorros sale de una especie de mano rota o cortada, recordando precisamente este hecho de la leyenda.

Handschoenmarkt es una pequeña plaza triangular justo al sur de la Grote Markt. Esta plaza es la que nos llevará luego a la Catedral. Muchos de los ciudadanos de Amberes dicen que tanto la Grote Markt como la Handschoenmarkt deberían estar unidas, y así crear una gran Grote Markt. Sin embargo, yo la dejaría así, para que no se perdiera el verdadero encanto íntimo de Amberes.

Continuando la visita a la ciudad

Tags:

Imprimir


Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top