El Campanario de Charleroi

Campanario de Charleroi

Si hacéis un pequeño recorrido por algunas ciudades belgas hay ciertos elementos que se repiten en muchas de ellas. No me estoy refiriendo a la cerveza o a los mejillones con patatas fritas, que también. En este caso nos ponemos un poco arquitectónicos y aludimos a los campanarios.

Tanto es así que los campanarios de Bélgica y Francia son Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO desde 1999. De entre todos ellos hoy nos quedamos con el Campanario de Charleroi que, curiosamente, es el de más reciente construcción en la Valonia de habla francesa, ya que data de 1936 (inaugurado el 18 de octubre de ese año)

Situado en la Plaza de Carlos II, forma parte del edificio del Ayuntamiento y fue diseñado por el arquitecto Joseph André en estilo clásico y art deco. Tiene 70 metros de altura y se puede subir a la cima a través de una escalera de 250 escalones. En la parte alta veréis su carillón de 47 campanas, que tocan cada cuarto de hora canciones populares del cantante Jacques Bertrand.

Construido en ladrillo y piedras azules y blancas, forma parte del conjunto de 32 campanarios de Flandes y Valonia que son Patrimonio de la Humanidad. En la Oficina de Turismo que hay en la propia Plaza de Carlos II se puede reservar una visita guiada al campanario, tanto para subir a él como para conocer parte de su historia.

Como el resto de campanarios de la Valonia, el de Charleroi es bien visible casi desde cualquier punto de la ciudad. El resto de campanarios de la región son mucho más antiguos, algunos de ellos incluso de los siglos XV y XVI. Representaban de alguna manera el poder y la riqueza de cada ciudad.

Cuanto más alto y esbelto era el campanario más querían demostrar su supremacía sobre el resto. El de Charleroi, al ser construido en 1936, refleja más bien el gusto por este tipo de elementos arquitectónicos. Una ciudad como esta no podía quedarse a la zaga, de ahí que erigiera el suyo, uno de los puntos turísticos más interesantes de la misma.

Foto Vía Pays de Charleroi

Tags: ,

Imprimir


Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top